miércoles, 18 de febrero de 2015

Nebulosas de Orión.

La Constelación de Orión también es famosa por las nebulosas que contiene en su interior.

La conocida como Gran Nebulosa de Orión (Messier 42, M42 ó NGC1946) y las nebulosas del caballo (Barnard 33) y de la Flama (NGC 2024) son unas de las más famosas del cielo sin duda. 

Aprendimos lo que era una nebulosa en la entrada "Más cosas sobre la vida de una estrella". Básicamente es una enorme nube de restos de lo que en su día fuera una enorme estrella... y curiosamente, se convierte en un nido de nuevas estrellas jóvenes; de ahí su importancia, ya que su estudio nos ayuda a entender la formación de estrellas y, por lo tanto, de donde venimos... y a donde vamos... 

Concretamente M42 es la nebulosa más cercana a la tierra, y se puede ver casi a simple vista, en la espada del cazador, debajo del cinturón. Está a más de 1200 años luz de nosotros y tiene un tamaño de 24 años luz. Es realmente enorme.

 La gigante y cercana M 42
                                
La nebulosa de la Flama, y la nebulosa de Cabeza de caballo, están alrededor de Alnitak. De hecho, es la intensa radiación de Alnitak la que da brillo a la Flama. La nebulosa de Caballo resalta sobre el brillo rosado de una nebulosa de emisión que se encuentra detrás, y que se llama IC434.

Las 3 Marías. A la izquierda Alnitak, con sus dos bellas nebulosas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario