viernes, 5 de junio de 2015

Nomenclatura de las estrellas

En lo que llevamos de año he ido describiendo diferentes estrellas y hemos visto los diferentes nombres que pueden tener. Te habrás dado cuenta de que a todas las estrellas se les puede dar más de un nombre. 

Para que a partir de ahora esto de los nombres no suponga ningún trauma (pues entiendo que puede llegar a liar bastante) voy a ver si soy capaz de resumir un poco los diferentes nombres que podría tener una estrella:

- Nombre Propio. Por ejemplo: Betelgeuse. Su nombre proviene del árabe, Yad al-jawzà, y significa "la mano de Jauza". Son estrellas que se ven fácilmente a simple vista y que, en la antiguedad, se les ponía un nombre propio que hacía referencia a las constelaciones que ellos veían (y que no tienen porqué coincidir con las que nombramos ahora). También hay estrellas con el nombre de personas, como la estrella de Barnard, de quien ya hablaremos.

- Denominación de Bayer. Es una forma de nombrar las estrellas que se inventó Johann Bayer. En ella, las estrellas son nombradas primero por una letra del alfabeto griego (que ya conoces) y el nombre de la constelación. En nuestro ejemplo, Betelgeuse, también es nombrada como alfa Orionis (o Alfa Ori).
Hay que destacar el orden en el que se dicen las letras griegas no coincide con el orden de brillo en la constelación (lo cual fastidia un poco). De hecho, en la Constelación de Orión, la estrella más brillante, como sabrás, es Rigel, pero en cambio, el denominativo "Alfa" se lo lleva Betelgeuse.

- Denominación de Flamsteed. Es una forma de nombrar las estrellas que, en este caso, inventó John Flamsteed. Las estrellas se nombran con un número seguido del nombre de la constelación (el orden que siguen es según su coordenada en ascensión recta; de abajo a arriba, vamos). En realidad, para mí, tiene más sentido esta denominación, porque hay constelaciones que tienen más estrellas que letras griegas hay, así, en la constelación que hemos dejado a medias, Hércules, está la estrella 89 Herculis, por ejemplo. 

- Números de Catálogo. Como ya expliqué ayer, hay bastantes catálogos para enumerar las estrellas. Con lo cual, algunas de ellas, también siguen esta denominación.
Por ejemplo, Betelgeuse, según el catálogo Hiparcos, tiene denominación HIP-27989. Según el Tycho, se le puede llamar también TYC0129-01873-1. Según el catálogo Henry Draper es HD-039801, según el catálogo de galaxias principales, PGC-2835026 y también según el Bright Star Catalogue, HD-2061. Y hay más, pero no queremos volvernos locos, verdad?

          

No hay comentarios:

Publicar un comentario